La gastronomía holandesa es una estupenda colección de platos e ingredientes con un toque muy personal. Uno de los alimentos que más se consumen aquí son las patatas ya que es básico en la alimentación de los holandeses. También el pan es un alimento muy importante. Son muy típicos los desayunos con pan tostado con manteca. Además otro alimento muy característico de Holanda son sus quesos como por ejemplo el Gouda, Edam y Leyden que son realmente sabrosos y cremosos.

holanda-cocina.jpg

En el caso de la patata en la cocina holandesa podemos encontrar platos que juntan la patata con carne y verduras. También es habitual verla con pescado ya que en ciudades de costa hay pescado de gran calidad y mucho sabor. La anguila, el arenque y los mejillones son muy consumidos. En zonas de interior la carne es la más consumida aunque el pescado también está muy presenta en la dieta.

En el campo de las bebidas la cerveza es muy conocida y muy popular. También una bebida muy consumida es la ginebra y coñac holandés. Sin duda este tipo de bebidas para el frío viene muy bien. Su cerveza junto con sus ricos quesos son dos de los atractivos gastronómicos principales de Holanda pero que además tiene platos sin quesos de mucha popularidad y tradición.

El desayuno en Holanda se suele hacer muy temprano y como en muchos otros países es muy fuerte y consistente para aguantar buena parte del día. Se consume chocolate caliente con otros alimentos variados. La comida del mediodía es realmente ligera y puede consistir en muchas ocasiones en un bocadillo, patatas fritas que venden por la calle o cualquier otra cosa. En la cena el holandés suele ser considerada como la comida principal y lo que se consume es mucho arroz con carne de aves. Mucha variedad es lo que caracteriza a la cocina holandesa que sin duda no es muy conocida pero es interesante conocer.